miércoles, 10 de octubre de 2012

En la nave de los locos




Hoy, Fernando Valls, ha tenido la deferencia de publicar en "La nave de los locos" 
un micro mío. Un honor.

 "EL MAR TAMPOCO ES EL MAR"



16 comentarios:

Luisa Hurtado González dijo...

Si, leer el micro es un honor, tienes toda la razón. :-)
Felicidades

XAVIER BLANCO dijo...

Mar, me alegro -mucho- de que hayas subido a esa nave, y además lo has hecho como contramaestre, con todos los honores, y con un micro excelente. Los que te conocemos sabemos de tu capacidad para expresar, con las palabras, los sentimientos mas primarios: el dolor, el sufrimiento, el desamor, la pena, la soledad, la angustia...pero esta vez, además, lo has hecho con un texto magistralmente hilvanado, que fluye en nuestra mente como las olas del mar que lo envuelven, esas que son como la vida misma y que baten constantemente, un día tras otro. Mar, FELICIDADES¡¡¡
Un abrazo

Yolanda dijo...

Mar, de allí vengo. Un micro tremendo. Me ha encantado.

Mi enhorabuena.

Pedro Sánchez Negreira dijo...

Haci allí iré, Mar, pero antes te confesaré que ya no le tengo envidia alguna a Fernando, porque desde ayer te tengo nadando con el resto de pirañas por mi casa.

Un abrazo.

Juanito dijo...

¡Que final! Me encantó...
¡Saludos!

Gemma dijo...

El micro es bellísimo. Enhorabuena.
Un abrazo

Ximens dijo...

Me repito:
Enhorabuena por navegar en esta nave, y que bueno que sea con este relato que se balancea en el oleaje de la pérdida de esa mujer. Y qué buen pescador es Fernando.
Mar, estás que te sales, va siendo hora de sacar el primer libro y dejar los premios para los amigos (je,je)

Lola Sanabria dijo...

Es buenísimo. Te dejé allí un comentario.

Doble de abrazos.

Isabel Barceló Chico dijo...

Enhorabuena, Mar. Lo he leído y me ha parecido magnífico. Felicidades.

Cabopá dijo...

He estado por allí, escritora.
¡Felicidades!
Besicos

Miguelángel Flores dijo...

Cómo me gustó, Mar. Allí te dejé lo que quise. Creo que entré por FB, porque no te recuerdo esta entrada. O lo mismo sí, y ya me quedé allí encandilado. Lo dicho, que un día entro y te robo.

Un abrazo, o dos.

Mar Horno dijo...

MUCHAS GRACIAS AMIGOS POR VUESTROS COMENTARIOS EN LA NAVE DE LOS LOCOS, RECIBIRLOS ALLI ME HA HECHO PONERME MAS ANCHA QUE LARGA, COMO DICEN EN MI TIERRA.
LUISA, XAVIER, YOLANDA, PEDRO, JUANITO, GEMMA (BIENVENIDA AL BLOG), XIMENS (MIRA EL QUE FUE A HABLAR DE PREMIOS), LOLA, ISABEL (SIEMPRE ES UN HONOR TU LECTURA), CABOPA (AMIGA), MIGUELANGEL (UN DIA ENTRO YO Y TE ROBO A TI) MUCHISIMAS GRACIAS POR COMENTAR.

Nicolás Jarque dijo...

Mar, ¡Enhorabuena por esta publicación! El relato es una muestra clara de tus letras, de tu ingenio y de tu sensibilidad.

Te auguro muchos más reconocimientos, te los mereces.

Abrazos.

Odys 2.0 dijo...

Enhorabuena, por esto y sobre todo por el premio cosechado en el concurso de la Microbiblioteca. Ya, con un poco de retraso sí que llego...

Humberto Dib dijo...

Estuve por allí pero prefiero dejarte el comentario aquí: me encantó, el final me sorprendió.
Por cierto, no te conocía tan bien, me ha gustado la foto.
Besos.
HD

Fernando Martínez dijo...

Hola Mar. Ahora por aquí.
Tu micro me parecía estupendo cuando lo leí por primera vez, y ahora me lo sigue pareciendo. Fernando Valls no mete a cualquiera en sus páginas... estar ahí da idea de lo buena que eres!!!
Recuerdos a todos.

Publicar un comentario en la entrada